sábado, 17 de octubre de 2015

trastornos de la conducta alimenticia (bulimia)




Los trastornos alimenticios tienen por característica una actitud anormal con respecto a la comida. Una
persona con un trastorno de la conducta alimentaria puede obsesionarse con su peso e imagen corporal
 lo que lleva a hacer cosas poco saludables sobre la cuestión de la comida.
Los Trastornos de la Conducta Alimentaria (TCA), son desordenes alimentarios en los cuales la comida toma una función distinta a la nutrición del organismo y es usada como un instrumento para conseguir algo, po ejemplo,Comer para controlar la ansiedad,o dejar de comer para tener control sobre algo.
 La bulimia nerviosa es  un deseo de controlar el peso, que se caracteriza por tener atracones de comida para luego  consumir laxantes o vomitar para eliminar la cantidad de calorias ingeridas.

síntomas

- Son habituales el Consumo de laxantes, diuréticos, píldoras para adelgazar...
-provocarse vómitos
-Se enojan cuando se le habla de la comida.
-hacen comentarios negativos y criticas hacia su figura o peso
-Modifican la cantidad y el tipo de alimentos, restringiéndose los alimentos más calóricos y privilegiando los bajos en calorías.
-Exceso de interés por todo lo relacionado con la moda, modelos, pasarelas o actrices.
-Gran preocupación por la opinión externa sobre su aspecto  -sensibilidad a las críticas relacionadas con la figura, la ropa, el aspecto,el peso y la alimentación.
-A nivel emocional a menudo presentan cambios en el carácter, mostrándose más irritables,sensibles, tristes, con cambios de humor repentinos.
- El gran perfeccionísmo, la insatisfacción constante y la impulsividad pueden caracterizar su comportamiento.
-Las actividades sociales disminuyen o se evitan por el tema de la comida.
-Su aspecto físico es el centro de interés.
-Constantemente insatisfechas con su figura, suelen verse “gordas” estando delgadas.
-Relacionan el aspecto físico y la delgadez con el éxito.
-oscilaciones en el peso corporal
-Desaparece la comida o se encuentra fuera de la cocina (bolso, armarios, ropa).
-dietas estrictas y obsesión por comer menos.
-alimentos cocidos o a la plancha, son los preferidos.
-El tiempo de la ingesta aumenta, siendo esta algunas veces compulsiva y exagerada
-Es habitual el troceo y desmenuce de los alimentos
-estado de  inquietud con hiperactividad.
-La ausencia o irregularidades en el ciclo menstrual
-Suelen tener callosidades o heridas en los nudillos de las manos y uñas por la provocación continuas de vómitos.

 cambios en la conducta:

El comer compulsivo y exagerado, luego de comer van al baño frecuentemente, mentiras y engaños con respecto a la alimentacion y gastos que no pueden explicarse (posibles compras de comida).
Es habitual la ropa holgada para ocultar ciertas partes del cuerpo con la ropa y el ejercicio físico se torna excesivo.
La ausencia o irregularidades en la menstruación es un factor muy frecuente. Aparece vello en lugares que antes no tenía (hirsutismo o lanugo), se Inflaman las glándulas del cuello. La dentadura también se deteriora, suelen aparecer caries, o se pierden piezas dentales.

tratamiento:

El diagnóstico temprano de estos trastornos garantizan un tratamiento eficaz
- Elaborar estrategias para enfrentar los retos cotidianos.
-Se deben  combinar la psicoterapia, el control nutricional y médico, -se trabaja interdisciplinariamente y esto asegura el éxito del tratamiento
- se deben abordar  los aspectos tanto físicos como psicológicos del problema.
- El objetivo es tratar los requerimientos médicos y nutricionales así como también mejorar la calidad de vida del paciente
- promover un vínculo saludable con la comida
-Modificar los hábitos alimenticios
- Trabajar las cuestiones emocionales de fondo que afectaron a los hábitos alimenticios tanto como a la imagen corporal.
- En casos más graves es necesario el  ingreso hospitalario.
- un grupo de apoyo es muy beneficiosos ya que pueden encontrarse con pares y ayudarse mutuamente de manera solidaria.
-En algunos casos se requiere del uso de psicofármacos.
-El apoyo y la orientación psicológica a la familia da muy buenos resultados en el tratamiento tanto la anorexia como de  la bulimia 
Cuando hablamos de trastornos alimentarios, es importante tener en cuenta que el enfermo no tiene conciencia de enfermedad, es decir que no cree estar enfermo. A la familia le cuesta entender esto por eso es importante que ellos también acudan a grupos de apoyo.La medicación ayuda a bajar la andiedad pero la terapia es la que provoca la conciencia de enfermedad y lleva a la trasformación profunda que debe producirse en estos casos tan difíciles y tan largos.La paciencia,la perseverancia y contar con un buen apoyo de profesionales idóneos son los pilares fundamentales para resolver este conflicto que cada vez aqueja a más personas.
                                                    Laura Maffia